Esquiar en Verano: Los Alpes Franceses

261
0
Pexels / Pixabay

Cuando llega la temporada estival, suben las temperaturas y anhelamos mucho más esas escapadas que nos hemos ido prometiendo a lo largo del resto del año, solos o en compañía. Normalmente, la mayoría de nosotros tendemos a buscar el relax y buenas temperaturas de la costa, pero tenemos una gran noticia para los amantes de la nieve y sus deportes: es posible esquiar en los Alpes Franceses durante todo el año, incluido en verano.

Aunque suene sorprendente, hay estaciones de esquí con cotas tan altas que mantienen nieve en su glaciar tanto en verano, como en invierno. Este es el caso de los Alpes Franceses, por su particular situación geofráfica, así como sus dos enormes glaciares Les Deux Alpes (el glaciar esquiable de más tamaño de Europa) y Tignes.

En temporada de verano, las pistas de las dos estaciones de esquí de los Alpes franceses cierran el acceso al mediodía, por lo que las tardes son un momento perfecto para practicar multitud de actividades diferentes. Además de probar la gastronomía típica de la zona, ir de compras o cualquier otro tipo de ocio más relajado, en esta área de Francia y aprovechando el deshielo, existen gran variedad de deportes que se pueden practicar: rutas en BBT, escalada, bungee, rafting, vela, parapente, tiro con arco, salto de trampolín… ¡No tendréis tiempo para aburriros!

También, la comodidad a la hora de practicar deportes de nieve es algo a tener en cuenta. Las buenas temperaturas para los descensos de esquí o snowboard, provocarán que tengáis que llevar menos cantidad de ropa y simplificarán los movimientos, algo especialmente positivo para los que se están iniciando en estos deportes.

Otra cosa de vital importancia, es que a pesar de ser verano, el estado de la nieve suele ser muy bueno. En esta zona de los Alpes, sigue habiendo precipitaciones regulares que renuevan la nieve, escaso hielo y mucha nieve en polvo para las condiciones climatológicas perfectas.

Practicar deportes de nieve en pleno verano, os ayudará también a sobrellevar la espera a nueva temporada de invierno. Bien sea porque queréis ejercitaros y evitar oxidaros en el periodo de espera, o por simples ganas de practicar vuestro deporte favorito.

Además, por su privilegiada situación geográfica, existen multitud de rutas de senderismo en los Alpes Franceses, con numerosos pueblos típicos de montaña que conocer. Podréis disfrutar de bellos paisajes, monumentos y arquitectura única, o vinos típicos de la región en un entorno natural único. Las opciones de alojamiento son variadas, desde hoteles, hasta cómodos apartamentos con todas las comodidades, al fin y al cabo, estáis de vacaciones.

Recomendamos especialmente estas localidades:

– Beaujolais y su ruta por los viñedos: esta zona de los Alpes, tiene 38 denominaciones de origen diferentes. Sus paisajes particulares y su cultura del vino os permitirán conocer multitud de bodegas, escuelas de cata y hasta una Universidad del Vino en Côtes du Rhône.

– Annecy: La llamada pequeña Venecia de los Alpes, posee además de sus conocidos canales, unas vistas únicas de las montañas de los alrededores, también podréis disfrutar de su arquitectura única y de los bien conservados castillos de la región.

– Chamonix: Un pueblo encantador a los pies del Mont Blanc, con unas vistas únicas de valles y varios glaciares en su contorno natural. Fue sede de los primeros juegos olímpicos de invierno en 1924.

– Montaña Mont Blanc: La más alta y una de las más espectaculares de toda la cordillera de los Alpes. La componen 4.810 metros de piedra y es tan grande que ocupa tanto la parte de los Alpes que pertenecen a Francia, como a Italia. En su terreno hay varios parques naturales como el Parque nacional del Gran Paraíso y el Parque nacional de la Vanoise, con fauna como rebecos, zorros, corzos, águilas reales o marmotas.

– Grenoble: La preciosa capital entre montañas de los Alpes Franceses, con un teleférico al que podréis subir para tener unas vistas inigualables. La restauración y su multitud de ofertas de ocio, la hacen un lugar muy atractivo para pasar alguna tarde fuera de pista.

– Sixt Fer a Cheval: Pueblo ubicado en medio de un parque natural de belleza singular, incluyendo un circo glaciar que da nombre a la localidad. Además, la famosa Cascada de Rouget está considerada una maravilla única, en especial en verano, ya que la época de deshielo provoca que el salto de agua esté en todo su esplendor.

Por último, el factor económico es otra ventaja a tener en cuenta, ya que en temporada alta estos deportes suelen requerir una inversión superior. Por ser verano, existen multitud de ofertas con forfait y alojamiento para varios días a un coste muy bajo en comparación con la temporada de invierno. De todas maneras, es conveniente que siempre contratéis vuestros viajes con profesionales, recomendamos Esquiades.com, por sus precios muy competitivos y calidad en el servicio para aseguraros pasar vuestras mejores vacaciones.

Esquiar en Verano: Los Alpes Franceses
¿Nos dejas tu valoración?